La forma que tengo de ser moderno es interpretando música antigua

El músico langreano transparentó con sinceridad sus opiniones musicales, culturales y sociales, al tiempo que recorrió su biografía

1 abril 2018

Recién llegado de Nueva York, donde Forma Antiqva ha escrito una página más de su extraordinaria trayectoria musical y a punto de marchar a Madrid para los ensayos de la ópera 'Los elementos', que dirigirá en la Fundación March, Aarón Zapico (Sama de Langreo, 1978) hizo un alto en el camino, atendiendo a las Conversaciones de EL COMERCIO, celebradas en el Club de Tenis de Oviedo. Del paso por Nueva York -acompañado de Pablo y Daniel, sus hermanos, que completan el ensemble de Forma Antiqva, y del contratenor Carlos Mena-, relató que había cumplido «uno de los anhelos que tuve desde pequeño, dar un concierto en la ciudad más magnética del mundo». Sucedió en The Frick Collection, uno de los altares musicales neoyorquinos, y pondera que «viendo el plantel de músicos que han pasado por ahí, recibir unos aplausos que nos sitúan en esa misma división es muy reconfortante». También podría decirse que Forma Antiqva, tras diez grabaciones y giras por el mundo que les han llevado por Europa, Hispanoamérica, Asia y Oceanía, completaba un círculo de éxitos por todos los meridianos.

La historia comenzó a principios de la década de los 90. «Mis hermanos y yo hemos tenido unos padres comprometidos con nuestra educación al cien por ciento. Y, entre las orientaciones que nos dieron, estuvo la asistencia al Conservatorio del Valle del Nalón, en Sama de Langreo. En una ocasión, mi padre, que falleció hace quince años, acudió a un concierto en La Felguera, donde descubrió un instrumento que desconocía, el clave, que tocaba Pilar Tomás, quien fuera directora de la Semana de Música de Cuenca. Ahí se inició mi acercamiento a la música antigua, siendo el conejillo de Indias», bromea. El hecho fue que al carecer de un clave a disposición, la iniciativa del progenitor se trasladó a Fucomi, donde se hicieron cursos para luthiers y se elaboraron instrumentos, de los cuales todavía hay dos claves en el Conservatorio del Nalón. Y que el conejillo de Indias, después de especializarse en el Conservatorio de La Haya -donde le instruyó uno de sus maestros de referencia, «el profesor Jacques Ogg», destacado miembro de un cuerpo docente que «mantenía un trato con los alumnos como si fueran adultos, al contrario que aquí»-, se ha convertido en uno de los clavecinistas más admirados en el panorama de la música barroca.

¿Es la música barroca un desafío excesivo para oídos comunes? Aarón Zapico, que a veces la ha comparado al «latido natural del corazón», piensa lo contrario y ejemplifica: «La música de cámara en el Auditorio Nacional, en los ciclos vermut, agota las entradas con meses de antelación, teniendo un público relativamente joven». Piensa que a ello contribuye asimismo una virtud: «La brevedad de la duración de las obras, que se acompasa a los tiempos que vivimos, y que es una música fácil de entender y de sentir».

En cualquier caso, no está tentado por forzar las inclinaciones melómanas de cada cual. Habla de su experiencia más cercana: «A mi hija la he llevado a ballet y a piano; pero la aliento, no la obligo. Funcionará o no; de lo que se trata es de que acceda a los carriles del arte, de enseñarla a andar y que posteriormente camine por donde prefiera». Lo que tiene claro es que la dedicación artística exige «esfuerzo y sacrificio», exactamente en las antípodas de «esa fama que obtienen algunos artistas de la televisión que reciben lecciones durante un mes».

Alberto Piquero

Enlaces

http://www.elcomercio.es/culturas/arte/forma-moderno-interpretando-20180401005055-ntvo.html

Premios

Premio Sello FestClásica (Asociación de Festivales Españoles de Música Clásica) a Forma Antiqva y su programa «Farándula castiza», 2021.
Premio GEMA (Asociación de Grupos Españoles de Música Antigua) a la «Mejor Dirección 2019» para Aarón Zapico.
Medalla de Oro del Foro Europeo Cum Laude, 2019.
Premio MIN de la Música Independiente - Mejor Álbum de Música Clásica 2018 para «Concerto Zapico Vol. 2».
NPR Music's Best Classical Albums Of 2018 para «Concerto Zapico Vol. 2».
Premio GEMA (Asociación de Grupos Españoles de Música Antigua) al «Mejor Grupo de Música Barroca y Clasicismo 2016».
Premio GEMA (Asociación de Grupos Españoles de Música Antigua) a la «Mejor Producción Discográfica 2016» por «Crudo Amor - Agostino Steffani» (Winter & Winter).
Premio FestClásica (Asociación de Festivales Españoles de Música Clásica) a Forma Antiqva y su programa «Concerto Zapico», 2015.
Nominación a los International Classical Music Awards por «Opera Zapico» (Winter & Winter), 2014.
Nominación a los International Classical Music Awards por «Concerto Zapico» (Winter & Winter), 2012.
Premio AMAS de la Música en Asturias, 2012.
Premio Serondaya a la Innovación Cultural, 2012.
Nominación a los International Classical Music Awards por «Amore x Amore» (Winter & Winter), 2011.
Premio «Asturiano del Mes» del periódico La Nueva España, 2011.
Premio al «Grupo del Año» de la Radio Televisión Pública de Asturias, 2010.

Patrocinadores

Contacto

Universo Zapico
Producción
produccion@universozapico.com

c/ Ramón y Cajal, 18 - 3º Izq.
33900 Langreo, Asturias (España)
universozapico.com


Prensa

MBH Comunicación
Marcos Blanco
marcosblanco@mbhcomunicacion.es
(+34) 657 009 097


REMA

REMA The European Early Music Network - Réseau Européen de Musique Ancienne

Aviso legal

Información y aviso legal